Cortes de Pelo, Cabello y Peinados

El rodete retorcido – Instrucciones

Cómo realizar este recogido tan sofisticado

Una de las mayores ventajas de tener el cabello largo es la variedad de recogidos que se pueden realizar. Esto implica poder elegir desde el estilo más simple hasta el más elaborado que lleva horas para hacerse. Los recogidos son la solución ideal y más interesante de las mujeres con el cabello largo. Si se hace bien, incluso un estilo sencillo puede transformar un estilo diurno en un look elegante y sofisticado. A continuación, presentamos uno de los peinados más simples de este tipo.
 
rodete retorcido Para comenzar, necesitamos que el cabello esté sin lavar. Normalmente, se prefiere el cabello que ha sido lavado el día anterior y que se ha tratado con una cantidad normal de producto capilar. El motivo de esta elección es simple. Los cabellos recién lavados y tratados con muchos productos capilares son demasiado lisos y sedosos y, lo que va muy bien para llevar el cabello suelto, pero dificulta la tarea a la hora de hacer un recogido.
 
En el caso en el que tengas que trabajar con un cabello recién lavado, existe una solución rápida: aplicar un poco de gel o de loción fijadora en el cabello ya lavado y secar bien. Una vez que el pelo está seco, lo separamos en mechones finos (de entre 2,5 cm y 4 cm) y aplicamos spray sobre ellos. Dejamos secar el spray y cepillamos una vez más. Este paso debería “ensuciar” suficientemente el cabello como para hacerlo más manejable, para que esté listo para un recogido.
 
Comenzar el rodete retorcido
 
NOTA: Necesitarás muchos accesorios, como dos horquillas grandes, otras normales, clips, peinetas y otros objetos que te sirvan como adorno.
 
Llevamos la cabellera hacia adelante y cepillamos el cabello de la parte posterior de la cabeza hacia la frente. Cuando esté listo y suave, lo recogemos con una mano como para crear una coleta para un rodete en la zona de la coronilla.
 
En lugar de sujetar el cabello con una goma elástica, lo sujetamos a la izquierda de la parte central de la cabeza y, sin tirar demasiado, comenzamos a retorcer los mechones en el sentido contrario a las agujas del reloj. Poco a poco, giramos el cabello y los mechones comienzan a estar más tirantes, y se forma una curva en forma de “U” invertida. Continuamos girando hasta que el mechón se encuentra otra vez en dirección hacia la parte superior y llega al punto inicial del rodete.
 
Continuamos girando el mechón, pero dejando que el rodete retorcido se coloque de ahora en más detrás de la “U” inicial. Seguimos la forma del rodete y, mientras vamos hacia abajo, continuamos colocando los mechones debajo.
 
Una vez que se ha hecho la parte final, y cuando las puntas ya están bien escondidas debajo de la curva, usamos dos horquillas grandes para cerrar el rodete en el cuero cabelludo, entrecruzándolas en la base de la cabellera. Si es necesario, agregamos más horquillas o clips para sujetar mejor el peinado. En estos casos, es conveniente que las horquillas tengan siempre la parte que sobresale hacia el cuero cabelludo, ya que de este modo se sujeta mejor el cabello. Además, es importante que las dos primeras horquillas incrustadas en la base del rodete estén puestas en forma de “X”, de modo tal que formen una base sobre la cual se puedan agregar otros accesorios, si es que se necesitan.
 
Cuando el peinado está bien sujeto, se pueden agregar peinetas u otros accesorios decorativos. Terminamos el peinado con un poco de spray y lo extendemos con los dedos para eliminar todos los cabellos rebeldes.
 
Si el pelo no está recién lavado, este peinado se puede realizar en menos de diez minutos. Simple, veloz y, al mismo tiempo, elegante y sofisticado, este estilo es muy útil cuando tienes que arreglarte para salir, pero no puedes dedicarle demasiado tiempo.
 
©Hairfinder.com