Cortes de Pelo, Cabello y Peinados

Problemas con el cuero cabelludo

Muchas veces cuando pensamos sobre nuestro cabello nos olvidamos de una de sus más importantes partes: el cuero cabelludo. Si tienes un cuero cabelludo saludable es fácil de olvidarlo, pero para aquellos como nosotros con problemas comunes en él, es una preocupación constante. Aquí presentamos algunos de los problemas más comunes y las formas para combatirlos.
 
Caspa: Éste es probablemente el problema del cuero cabelludo más común (y más malinterpretado). La caspa es médicamente conocida como pityriasis y es caracterizada por grandes hojuelas de células de piel muerta sobre el cuero cabelludo o en el pelo y es común que caigan en los hombros del individuo. Con frecuencia una persona con caspa puede confundir su condición como cuero cabelludo seco y viceversa. La diferencia es que la sequedad puede dar como resultado hojuelas de células muertas, pero las generadas por la caspa son más grandes, frecuentemente grasosas y están comúnmente acompañadas por rojez, escozor e irritación del cuero cabelludo. Se cree que la caspa es el resultado de una infección y un buen indicador de que estás sufriendo de caspa es que esas hojuelas grasosas están acompañadas por un olor.
 
Dado que se trata de una infección, la caspa es contagiosa. Nunca deber compartir tus utensilios de cuidado del cabello (peines, cepillos, etc.) sin desinfectarlos y esterilizarlos antes y después de usarlos. Además, asegúrate de enjuagar todo champú y acondicionador correctamente en el pelo cuando lo uses. Un enjuague incorrecto durante el lavado con champú solamente acentuará el problema de la caspa. La mayoría de los casos leves de caspa pueden ser tratados usando un champú y un acondicionador “medicados por el vendedor”, así como lociones antisépticas para el cuero cabelludo. No obstante, en algunos casos serios, cuando la rojez, escozor o el sangrado es excesivo, así como liberación de líquidos causado por rascado, amerita ir a ver a un médico. Si se deja sin tratar, la caspa puede llevar a la pérdida del cabello.
 
Sequedad en el cuero cabelludo: La sequedad es otro problema común al que muchas personas se enfrentan, especialmente en invierno o en climas fríos donde uno entra y sale de áreas con calefacción con frecuencia. La piel del cuero cabelludo se vuelve más tensa y con escozor, y pequeñas hojuelas de piel muerta se cae al peinar o cepillar. La condición de sequedad es comúnmente confundida con caspa y es tratada como tal, lo cual puede empeorar la condición dependiendo del tratamiento que se use. Afortunadamente, hay muchos productos en el mercado hoy en día que están formulados para tratar caspa menor y sequedad por igual, y te permitirá sentirte segura de estar manejando este problema que a veces es confuso.
 
Los métodos comunes para tratar la sequedad en el cuero cabelludo incluye el tratamiento de aplicación de acondicionamiento profundo, humectantes y lociones para el cuero cabelludo, masajes en el cuero cabelludo (para estimular la circulación), aplicación de vapor en el cuero cabelludo (o envolver la cabeza con toallas calientes húmedas) y aplicación directa de corriente de alta frecuencia en un salón de belleza.
 
Cuero cabelludo grasoso: Probablemente el problema más mencionado con respecto al cuero cabelludo, es difícil de enfrentar, particularmente si el individuo tiene pelo largo. La mayoría de las mezclas disponibles astringentes y reductoras de grasa pueden dar como resultado una sequedad excesiva en las puntas del pelo si es que no son usadas correctamente. Una queja común de individuos con cuero cabelludo grasoso es “cuando me lavo con champú cada día para prevenir que se ponga grasoso mi cuero cabelludo, mi pelo se pone tan seco”, pero yo uso acondicionador, el pelo en mi cuero cabelludo se ve grasoso en cuestión de horas.
 
Frecuentemente, el problema del cuero cabelludo grasoso versus el cabello seco se puede resolver con un poco de ajuste en la rutina del tratamiento. Primero, no hay una regla que diga que tienes que aplicar el champú a todo tu cabello. Trata aplicando el champú y haciendo masajes solamente en el cuero cabelludo, y aplica el acondicionador solamente en el extremo opuesto del pelo. Adicionalmente, los tónicos astringentes y reductores de grasa disponibles para cuero cabelludo grasoso están diseñados para ser aplicados solamente al área del cuero cabelludo. Si aplicas tanto que se corre al resto de tu cabello, obviamente vas a quitarle la grasa a tu pelo también. Siempre usa un poquito de algodón o una almohadilla para aplicar estos productos.
 
Siguiente página